Buda

El Karma en el Budismo

Budismo

El Karma  en el budismo

El Karma (en sánscrito, कर्म) dentro de la filosofía Budista significa «acción». Esta palabra se suele relacionar con el destino o predestinación de cada uno.

Es decir que toda acción que realicemos tendrá una consecuencia o reacción igual a la que hemos realizado. Ley de causa y efecto

De acuerdo a las diferentes explicaciones que dan las diferentes  religiones dhármicas, el karma  es una energía que surge a partir de determinados actos las personas a lo largo de su vida.

Según lo que explica el principio del  karma, cada una de nuestra de las sucesivas reencarnaciones quedaría condicionada  por los actos que se realizaron en las vidas anteriores.

En otras palabras la llamada Ley del Karma. Determina que con cada acto que realicemos conscientemente durante nuestra vida, tendrá como consecuencia que en nuestra reencarnación resultados similares.

Para la filosofía del budismo, el significado  del  karma va más allá de explicar que o es todo «bueno» o «malo».

El  universo físico se rige por las leyes de causa y efecto.

Dentro de la filosofía budista, el Karma Vipaka es el resultado o consecuencia de nuestras acciones  y  el budista tiene que tiene que prepararse para ello, debiendo cultivándose espiritualmente de la manera pueda evitar la reaparición de esta acción realizada como karma.

Karma Phala es una acción intencionada y su resultado. La Ley del Karma en su totalidad, y por lo tanto, se refiere tanto una acción que se ha realizado de manera cociente y sus a sus consecuencias en el tiempo.

Todas las acciones positivas y buenas que realicemos a lo largo de nuestra vida nos beneficiaran.   Todas las acciones que demostremos sabiduría, amor, la bondad, compasión nos conducirán a la felicidad.

Sin embargo las malas acciones,  que tienen su origen en deseos como la codicia,  la ignorancia y la mala voluntad,  tendrán consecuencia nuestro sufrimiento.

Fuentes que originan las acciones del Karma

  • cuerpo,
  • mente
  • habla.

 En los textos budistas nos enumeran las diez acciones negativas que salen de estas tres fuentes y que comprenden Akushala Karma:

  • Acciones del cuerpo:  matar, robar, conducta sexual inapropiada
  • Las Acciones de la mente: codicia, cólera, mentiras.
  • Acciones del habla: engaño, palabras duras, chismes, difamar.

En muchas ocasiones los resultados del  (Phala) del Karma se pueden manifestar en la vida presente,  la siguiente vida o después de varias reencarnaciones.

Podemos ser conscientes que nuestra acciones a corto plaza nos pueden generar Karma, pero conocer cuáles serán sus consecuencias a muy largo plazo se tiene que ser Iluminado cono Buda.

OM

N A M A S T E

Foto de cottonbro en Pexels

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.